GIALLOTECA: GIALLO & THRILLING ALL´ITALIANA

El giallo destacó muy pronto entre todos los géneros y subgéneros europeos. La palabra "giallo" significa amarillo y alude a las cubiertas de una popular colección de novelas policiacas editadas por Mondadori. Pero esto no quiere decir que todos los giallos estén inspirados en dichos libros, de hecho muy pocos están basados en ellos, habiendo también giallos inspirados en novelas de otros estilos, influenciados por el cine gótico italiano, por las películas pertenecientes al krimi alemán y de las novelas de Edgar Wallace o incluso por algunos films de Alfred Hitchock como "Psicosis". Es más, las novelas conocidas como giallos en Italia cubrían desde el clásico wudunit sajón de Agatha Christie, el policiaco francés de Simenon, o la hardboiled norteamericana y sus pesos pesados, como Dashiel Hammett, Raymond Chandler o Mickey Spillane... PINCHAR AQUÍ PARA LEER MÁS

Contacto: gialloteca@gmail.com

lunes, 27 de julio de 2015

SQUILLO

Reseña realizada por ROBERT GARCIA


TITULO ORIGINAL: Squillo
TITULO EN ESPAÑA: -----
AÑO DE PRODUCCIÓN: 1996
DIRECTOR: Carlo Vanzina
REPARTO: Raz Degan (Tony)
Jennifer Driver (María)
Paul Freeman (Marco)
Bianca Koedam (Eva)
Antonio Ballerio (Fabio)
Alessandra Chiti (Sonia)
Pia Klover (Bárbara)
EDICIONES ESPAÑOLAS EN VÍDEO: -----
EDICIONES ESPAÑOLAS EN DVD: -----

SINOPSIS: Una mujer polaca viaja a Milán para reunirse con su hermana, que vive en un lujoso apartamento. Pero cuando esta aparece asesinada, comienzan a salir a la luz turbios asuntos que la amenazan.

COMENTARIO: Carlo Vanzina fue de los pocos cineastas, que, una vez acabada la época gloriosa del giallo, nos dejó alguna que otra película correcta dentro del género. Buenos ejemplos de ello son Mystere (1983) y Bajo el vestido, nada (1985), de las que puedes encontrar reseñas en este blog.

Para el caso que nos ocupa, contó con un reparto de lo más variopinto. En los papeles principales, tenemos al israelí Raz Degan, con una carrera muy corta, y que quizás, debido a su físico, más que a sus dotes interpretativas, intervino en un puñado de títulos, casi siempre dentro del cine de aventuras y similares. Jennifer Driver nació en Valladolid (España), y tan solo cuenta con media docena de papeles en su historial. Y Paul Freeman, de origen inglés, sí que tiene un currículo amplio, con un centenar largo de papeles, aunque casi todos están dentro de series de televisión o telefilms de bajo presupuesto.

Con estos actores como principal reclamo de la película, ya me podía aventurar a que esto fuera un bodrio de proporciones épicas. No me equivocaba, y es que, pese a que se intenta crear un ambiente parecido al de los gialli realizados por Vanzina una década antes, con mujeres guapas, y una trama con cierta dosis de suspense, el resultado que se consigue es una cinta aburrida, con un mal guion, llena de malas interpretaciones, y escenas que sobran.

En resumen, un título para olvidar, uno de los múltiples ejemplos de que el giallo realizado en los noventa, estaba fuera de lugar, y de que su época dorada, había pasado hace ya muchos años. Olvídense de ella.

No hay comentarios:

Publicar un comentario