GIALLOTECA: GIALLO & THRILLING ALL´ITALIANA

El giallo destacó muy pronto entre todos los géneros y subgéneros europeos. La palabra "giallo" significa amarillo y alude a las cubiertas de una popular colección de novelas policiacas editadas por Mondadori. Pero esto no quiere decir que todos los giallos estén inspirados en dichos libros, de hecho muy pocos están basados en ellos, habiendo también giallos inspirados en novelas de otros estilos, influenciados por el cine gótico italiano, por las películas pertenecientes al krimi alemán y de las novelas de Edgar Wallace o incluso por algunos films de Alfred Hitchock como "Psicosis". Es más, las novelas conocidas como giallos en Italia cubrían desde el clásico wudunit sajón de Agatha Christie, el policiaco francés de Simenon, o la hardboiled norteamericana y sus pesos pesados, como Dashiel Hammett, Raymond Chandler o Mickey Spillane... PINCHAR AQUÍ PARA LEER MÁS

Contacto: gialloteca@gmail.com

martes, 15 de noviembre de 2011

DETRÁS DE LAS CÁMARAS: LUCIO FULCI

Escrito por SERENA INIESTA



Lucio Fulci nació en Roma, Italia el 17 de junio de 1927. Tras estudiar medicina abandonó la carrera para dedicarse íntegramente al cine, dedicándose a la dirección, al guión e incluso a la interpretación. Amado por unos, odiado por otros, Fulci nunca dejó indiferente a nadie, por su peculiar forma de dirigir. Con sus ideas hiper violentas y provocativas construyó, en la opinión de una servidora, varias obras maestras del cine de terror, y por supuesto, algunos de los mejores giallos de la historia.

Después de comenzar su carrera en los años 50 y habiendo realizado comedias, westerns o poliziescos durante los años 60 (cosa que no era de extrañar en los directores de la época), sería a finales de esta década, en 1969 cuando filma su primer giallo "Una historia perversa" ("Una sull`altra"), película correctísima a nivel de ambientación y guión, que además cuenta con la sensual belleza de Marisa Mell, para los varones especialmente, una gran baza en el filme.

En 1971 realiza otro buen giallo "Una lagartija con piel de mujer" ("Una lucertola con la pelle di dona"), también dando órdenes a otra bellísima mujer, Florinda Bolkan, que sin duda resulta lo mejor de la película, pues en mi opinión es una de las mejores actrices italianas de la época. Pese a no ser de mis giallos favoritos, la película cuenta con varias de las secuencias más bellas jamás rodadas en el cine gialli, y son las secuencias onirícas de Bolkan y el ataque de los murciélagos.

Solo un año después, en 1972, el director romano dirige ahora sí, su primer gran giallo y el que sería uno de los mejores de la historia, "Angustia de silencio" ("Non si sevizia un paperino"). Considerado también drama rural, estamos ante una de las más grandes películas y mejor construidas en todos los aspectos que realizaría Fulci a lo largo de toda su carrera. Ya un poco más floja pero no menos interesante, " Siete notas en negro" fué dirigida en 1977, que por cierto, además de contar con un final de los más sorprendentes que una ha visto en el cine gialli, está acompañada de una banda sonora significativamente bella, de lo mejor que he escuchado.


Finalizando los años setenta y comenzando los ochenta, Fulci se ve inmerso en su etapa zombie, que si no digo que es mi favorita estaría mintiendo, y en cuestión de unos tres años nos dejó cuatro de las mejores películas de esta temática que cualquier amante del cine pudiera ver ("Nueva York bajo el terror de los zombies", "Miedo en la ciudad de los muertos vivientes", "El más allá" y "Aquella casa al lado del cementerio") Pero sin bajar la guardia, en 1982, realiza su otro giallo cumbre, la genial "El destripador de Nueva York" ( "Lo esquartatore di New York" ). Masacrada por la crítica por su crudeza, misoginia, y violencia llevada al extremo, para mí, sin embargo, es uno de mis giallos favoritos.

De ahí en adelante, y hasta su muerte en 1996, Lucio Fulci entraría en una etapa en decadencia, y como todos los genios, tuvo su pifias también. Por ejemplo uno de sus últimos giallos "Murder Rock" (1984) es una película bastante floja y carente de interés, y de hecho creo que es de las pocas películas que no me gustan de él. Y para finalizar quiero citar una película que es calificada de giallo por algunas fuentes, aunque a mí no me lo parece, pero que es bastante interesante, "La sombra de Lester"/ "El espejo roto" ("Quando Alice ruppe lo specchio") telefilm de 1988 algo desconocido pero que a mi particularmente me gusta mucho.

7 comentarios:

  1. Serena, para mi este hombre fue un genio incomprendido, pero un genio al fin y al cabo. Y es que su filmografía está repleta de escenas impactactes, sobrecogedoras, oníricas... con planos imposibles de una crudeza salvaje... Virtuoso en el apartado artístico, muchas veces malograba los resultados por unos guiones improvisados, y muy a menudo incongruentes. De esos maestros extremistas, a los que se les ama o se les odia... yo estoy entre los primeros

    Saludos

    ResponderEliminar
  2. Gracias por el comentario Alimaña, yo pienso igual que tú... ;)
    Saludos

    ResponderEliminar
  3. Yo me quedo a medio camino.

    Me gustan mucho sus giallos, sobre todo "Angustia de silencio" que me parece genial, y tiene algún que otro spaghetti majilllo (la muy violenta "Los colts cantaron a muerte y fue tiempo de masacre" con unos veinte minutos finales excepcionales y "Montura de plata" una especie de homenaje a un actor emblemático en ese género, Giuliano Gemma) junto a otros rarísimos y fallidos ("Los cuatro del apocalipsis").

    De su etapa zombie sólo he visto la primera y la segunda a medias y he tenido suficiente, porque me parecen una sucesión de escenas efectista que tan sólo persiguen impactar al espectador y revolverle en la butaca con las salvajadas que está viendo, pero como películas creo que son aburridas, deslavazadas y mal interpretadas.

    En cuanto a "El destripador de Nueva York" no me atrevo a verla por lo que he leído sobre su violencia explicita.

    Pero como se suele decir para gustos colores y para colores las flores.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  4. Jesús, yo te invito a ver "El destripador de Nueva York", es una pasada de giallo de principio a fin, y no es para tanto su violencia cuando uno ha visto tantas y tantas pelis. Saludos.

    Robert Garcia

    ResponderEliminar
  5. Jesús, a mi me encanta "Los cuatro del apocalipsis". Se aleja mucho del spaguetti típico, pero creo que es una buena película, emotiva y sensible. Un Fulci diferente, que demuestra que tambien sabe utilizar el drama de forma efectiva y este, es un dramón en toda regla.
    Efectivamente, para gustos colores, eso sin duda...
    Saludos

    ResponderEliminar
  6. Dados el entusiasta comentario que en su día hizo Serena de "El destripador de Nueva York" y tu invitación, me he armado de valor y la he visto el otro día, aunque en una condiciones no excesivamente buenas, y tengo que deciros que me he encontrado con el mejor Fulci que conozco.

    Ante todo es un gran giallo, con un ritmo trepidante que te engancha desde la primera escena y en el que el director vuelve a los ambientes morbosos, sórdidos y malsanos de sus primeros thrillers ("Una historia perversa", "Una lagartija con piel de mujer").

    Quizás la única pega que pondría a la película es el último asesinato en el que, para mí, se recrea de forma gratuita e innecesaria en la violencia, como si hubiera pensado: "Ahora sí que os voy a dar carnaza". Además pienso que si no hubiera sido tan explicito, rodando la escena de forma parecida a como lo hizo Tarantino en la famosa secuencia de la oreja en "Reservoir dogs", el resultado podría haber sido mejor.

    Ahora sólo me falta verla en mejores condiciones.

    Un saludo y gracias por la recomendación.

    ResponderEliminar
  7. Director todoterreno que en la actualidad seria un incomprendido, a mi gusto el mejor de los directores italianos de horror y gore, sin desmerecer a los demas

    ResponderEliminar